3.15.2014

Lisboa

Lisboa
París, Roma, Londres, Barcelona, ... en Europa tenemos algunas de las ciudades que atraen más turistas del mundo, ciudades con una gran oferta cultural, gastronómica y de ocio,  pero al mismo tiempo hay auténticas joyas que quedan a la sombra de las rutas turísticas habituales y una de ellas es Lisboa.
Lisboa
Lisboa
Lisboa es un lugar que hay que visitar, es una ciudad sin pretensiones, con un ambiente sosegado, con buena comida y con un legado histórico envidiable.
Lisboa
Lisboa
Lisboa
Lisboa
Lisboa
Lisboa
Es una urbe enorme, extendiéndose a lo largo de siete colinas y con marcados desniveles, empinadas cuestas y laberínticas calles se antoja inabarcable a primera vista, pero de alguna forma es un ciudad que ha sabido mantener la dimensión humana.
Lisboa
Lisboa
Lisboa
Lisboa
Lisboa
Lisboa
Quizás no es lo que se dice una ciudad moderna, no tiene rascacielos de cristal, no tiene novedosos sistemas de transporte publico ni tampoco te verás envuelto por carteles de neón, pero la verdad ni falta que le hacen. Puede que Portugal no viva sus mejores momentos, quizás Lisboa haya quedado anclada en el tiempo y que sea el reflejo de un esplendor pasado pero aún así es una ciudad muy viva y animada. Sus terrazas, sus mercados callejeros, sus plazas llenas de niños jugando, los músicos, el incesante traqueteo de los tranvías que suben y bajan por las calles… más que ir a ver tal monumento o tal museo, invita a pasear, a perderse por las callejuelas desordenadas de la Alfama, a pasar la tarde tomando algo en los quioscos, a ir de compras por Chiado, a subir a alguno de los miradores a ver el atardecer y de noche ir de copas por Barrio Alto.
Lisboa
Lisboa
Lisboa
Lisboa
Lisboa
Lisboa
Uno de los lugares imprescindibles a visitar es la zona de Belém, donde se encuentra el Monumento a los Descubrimientos, el precioso monasterio de los Jerónimos, la Torre de Belém, el Museo Berardo de Arte Contemporáneo (en mi opinión visita obligada) y cómo no, la Casa Pastéis de Belém donde vendieron por primera vez los famosos y deliciosos pastéis de nata o pasteles de Belém, sin duda los mejores que he probado, valen la pena incluso las colas de turistas y el caos para encontrar una mesa libre.
Lisboa
Lisboa
Lisboa
Lisboa
pastéis de Belém
Además Lisboa disfruta de un clima cálido durante todo el año, yo la visité en agosto y durante el día hacía calor pero por la noche refrescaba un poco, siendo mucho más agradable que el constante bochorno que sufrimos en Barcelona por esas fechas. Y por si no fuera suficiente a tan solo media hora de Lisboa se encuentra la costa Caparica, la zona de playas más extensa de toda Europa y el lugar de escape veraniego para la mayoría de lisboetas.
Lisboa
Lisboa
Lisboa
Lisboa

No digo que no vayáis primero a Venecia, Praga, París,… pero no os olvidéis de preciosa Lisboa, escapaos un fin de semana, seguro que os sorprende.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada